Multa por pelear en via publica

por | marzo 6, 2023

¿Cuál es el castigo por pelearse en público?

El 1 de abril de 1987 se abolió[2] el delito de reyerta en Inglaterra y Gales[3].[4] La reyerta es ahora un delito legal que se puede juzgar en ambos sentidos. Fue creado por el artículo 3 de la Ley de Orden Público de 1986, que establece lo siguiente

El artículo 3(6) establecía que un agente podía detener sin orden judicial a cualquier persona de la que sospechara razonablemente que estaba cometiendo una reyerta, pero este apartado fue derogado por el apartado 26(2) del anexo 7 y el anexo 17 de la Ley de 2005 sobre la Policía y la Delincuencia Organizada Grave, que incluye disposiciones más generales para que la policía realice detenciones sin orden judicial.

En Nueva Gales del Sur, el artículo 93C de la Ley de delitos de 1900 define que una persona será culpable de reyerta si amenaza con violencia ilegal a otra y su conducta es tal que haría temer por su seguridad personal a una persona de firmeza razonable presente en el lugar. [10] Una persona sólo será culpable de alteración del orden público si tiene la intención de usar o amenazar con usar la violencia o es consciente de que su conducta puede ser violenta o amenazar con usarla[11] La pena máxima por un delito de alteración del orden público contrario al artículo 93C es de 10 años de prisión[12].

Consecuencias de las peleas en la escuela

Las peleas callejeras son combates cuerpo a cuerpo en lugares públicos, entre individuos o grupos de personas[1]. El lugar suele ser un lugar público (por ejemplo, una calle) y la pelea a veces provoca lesiones graves u ocasionalmente incluso la muerte[2][1]. Algunas peleas callejeras pueden estar relacionadas con bandas[3].

  Multa por colgar ropa en los balcones

Una situación típica puede consistir en que dos hombres discuten en un bar y uno de ellos sugiere salir, donde comienza la pelea. Así, a menudo es posible evitar la pelea retrocediendo, mientras que en defensa propia, una persona intenta activamente escapar de la situación, utilizando la fuerza si es necesario para garantizar su propia seguridad[1].

Las pruebas de peleas humanas se remontan a hace 430.000 años en España, donde se encontró un cráneo fósil con dos fracturas aparentemente causadas por el mismo objeto, lo que implica un ataque letal intencionado[5]. Otro registro de peleas humanas tempranas es el que tuvo lugar hace entre 9500 y 10.500 años en Nataruk, Kenia[6]. La pelea de los cazadores-recolectores era una lucha de grupo en la que participaban tanto hombres como mujeres, así como niños[6]. Iban armados con cuchillas y proyectiles de flecha. La lucha era para proteger sus objetos de valor como tierras, alimentos y recursos hídricos y a sus tribus o familias o para responder mortalmente a la amenaza del encuentro entre dos grupos de personas[6].

¿Es ilegal pelearse en la escuela?

Participar en una pelea en público puede dar lugar a un cargo por agresión según la ley de Nueva Jersey. Dependiendo de las circunstancias, puede resultar en un delito menor de alteración del orden público por agresión simple. Sin embargo, si usted causó daños corporales graves durante la pelea, usted podría estar enfrentando un cargo de asalto agravado-y esto puede ser hasta un delito grave de segundo grado. En cualquier caso, usted necesita defenderse con eficacia, y usted debe discutir su caso con un abogado de asalto de New Jersey cuanto antes.

  Multa por colarse en una piscina municipal

El estatuto de asalto de Nueva Jersey establece dos delitos separados: asalto simple y asalto agravado. Para hacer una defensa eficaz, usted necesita saber qué carga específica del asalto usted está haciendo frente. Cada delito tiene su propio conjunto único de “elementos” (los hechos que los fiscales deben probar para asegurar una condena), y si usted no está defendiendo contra el cargo correcto, puede estar arruinando su oportunidad de evitar una condena en el juicio.

Los cargos de asalto simple son posibles en casos que involucran “lesiones corporales” (a diferencia de “lesiones corporales graves”). También son posibles en casos que implican “[a]tentativas por la amenaza física de poner otro en el miedo de lesión corporal seria inminente.” En prácticamente todos los demás casos, los fiscales pueden presentar cargos por agresión con agravantes. La agresión con agravantes es un delito mucho más grave y puede conllevar penas de hasta cinco a diez años de prisión y una multa de 150.000 dólares.

Cargos por peleas en público

Es posible que hayas leído acerca de la mujer que agredió a dos empleados de una tienda en Tiong Bahru Plaza o el caso más reciente de una pareja que intimidó a un anciano por una mesa en el centro comercial de Toa Payoh. Estos desafortunados incidentes han puesto de actualidad los delitos contra el orden público. He aquí 5 delitos por los que se suele condenar a la gente por alterar el orden público.

Se comete un delito de alteración del orden público cuando una persona causa daños, peligros o molestias al público o a las personas que se encuentran en las inmediaciones. Este delito está tipificado en el artículo 268 y castigado en el artículo 290 del Código Penal con una multa máxima de 1.000 dólares. Este delito puede cometerse cuando una persona reúne a una multitud y, en general, causa molestias en el vecindario u obstrucción al tráfico en un lugar público.

  Me han embargado la cuenta por una multa

Por ejemplo, en la época en que Pokemon Go estaba de moda en Singapur, las multitudes que se reunían en urbanizaciones en mitad de la noche y la gente que cruzaba las carreteras a ciegas para perseguir Pokemon bien podrían haber sido declaradas culpables de causar molestias públicas.